El Videoclub: Carrie

El nombre del escritor Stephen King no deja indiferente a nadie. Puedes adorar sus novelas, odiarlas o considerar que se trata de un estilo literario que no va contigo, pero lo que no harás nunca es decir que no conoces el tipo de libros que escribe, porque todo el mundo sabe que la gran mayoría de sus novelas son de terror y ‘Carrie‘, su primera publicación (aunque ya había escrito otras tres con anterioridad, que quedaron a la espera), que vio la luz en 1974, no es una excepción. El autor dio su propia explicación del por qué se decidió a hacer este libro:

Una mujer dijo, ‘Escribes tantas cosas sobre hombres, pero no puedes escribir sobre mujeres.’ Yo dije ‘No me asustan las mujeres. Podría escribir sobre ellas si es que quisiera.’ Entonces se me ocurrió la idea de una historia sobre un incidente entre mujeres, una de ellas telequinética. Las otras chicas la molestan y cuando le llega su menstruación las hormonas desatan sus poderes destructivos sobre la gente a su alrededor… Escribí la escena en las duchas, pero la odié y la deseché.

Afortunadamente, su mujer le obligó a retomar la historia, y no llevarla a cabo como relato sino convertirla en novela. Entonces, King decidió darle un toque más personal y tomar como referencia a dos compañeras suyas de escuela, sobre todo una a la que recordaba de la siguiente manera:

Ella era una niña muy particular que provenía de una familia muy peculiar. Su madre no era una fanática religiosa como la madre de Carrie, era una fanática del juego… La chica tenía sólo un cambio de ropa para todo el año escolar, y todos los otros niños se burlaban de ella. Recuerdo muy bien un día que vino a la escuela con un nuevo traje que había comprado ella misma. Había cambiado falda negra y su blusa blanca por una blusa colorida y una falda a la moda. Y todos empezaron a burlarse más de ella, porque nadie quería verla con otro estilo.

Son muchas las historias de Stephen King que han contado con una adaptación en la gran pantalla (o con una miniserie en la televisión). En el caso de ‘Carrie‘, se llevó a cabo un rodaje homónimo en 1976, dirigido por Brian de Palma y protagonizado por Sissy Spaceck. El éxito logrado por el filme dio lugar a una secuela, bajo el título de ‘Carrie 2: La ira‘, rodada en 1999, bajo la batuta de Katt Shea y con Emily Bergl en el papel principal.

No obstante, en el año 2013, se llevó a cabo un remake de la película original, que es precisamente el filme que analiza este artículo. Bajo la dirección de Kimberly Peirce, este largometraje, de cien minutos de duración, está protagonizado por Chloë Grace Moretz. El resto del reparto principal está compuesto por Julianne Moore (como Margaret White), Gabriella Wilde (en el papel de Sue Snell), Ansel Elgort (que da vida a Tommy Ross), Judy Greer (que encarna a miss Desjardin), Portia Doubleday (que se mete en la piel de Chris Hargensen), Alex Russell (que interpreta a Deason) y Zöe Belkin (que hace de Tina Blake).

Carrie White es una chica marginada por el resto de sus compañeras de clase, debido a que ha sido criada por Margaret, una madre medio chalada y con unas ideas religiosas algo retorcidas que, además de haberle dado una maltrecha reputación a la adolescente, la ha mantenido en la ignorancia con respecto a ciertos temas, como el ciclo menstrual femenino. No obstante, lo que nadie sabe es que Carrie posee poderes telequinéticos y, cuando pierde el control, es incapaz de controlarlos, lo que la convierte en un potencial peligro para todo el que se encuentre cerca de ella.

Todos sabemos que Chloë Grace Moretz saltó a una bien merecida fama debido a su brillante interpretación de Hit Girl en las películas ‘Kick-Ass: Listo para machacar’ (2010) y ‘Kick-Ass 2: Con un par’ (2013). No obstante, pese a que en este largometraje encarna correctamente a Carrie White, puede que hubiera sido mejor haber contado con una actriz de menor atractivo físico, lo que hubiera funcionado como un mayor aliciente para convertirla en el objeto de burla de las chicas guapas y populares del instituto.

Cada vez que se plantea la realización de un remake de cualquier película o serie de éxito, son dos los inconvenientes que suelen plantearse: el hecho de que la nueva versión no aporte nada nuevo o que no esté a la altura de la historia original. En esta ocasión, es cierto que la trama no nos muestra ningún dato relevante que no conociéramos ya pero, al menos, no tenemos la impresión de que hayan querido colarnos un producto de calidad inferior. Por tanto, si eres fan de los terroríficos relatos de Stephen King, de la actriz Chloë Grace Moretz o de ambos conceptos, el visionado de esta película es tu opción idónea.

Lee la entrada completa en: El Videoclub: Carrie

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s